Francisco Roldán Santías

Autor del libro "El Juez y la trenza"

20-01-22
0

Valoración: 0 estrellas sobre 100 valoraciones 5

Este mes de enero hemos querido entrevistar a un vecino que, además de habernos presentado su último trabajo literario, nos ha acercado la imagen de la otra cara de la vida, la que no es de vino y rosas, la de la enfermedad y el deterioro, encarnada en la persona de su sobrino Nico, afectado de una enfermedad hoy por hoy incurable y sin tratamiento, la distrofia neuroaxonal infantil.

 

Francisco Roldán, Pacho para amigos y familia, nos presenta su tercer libro "El Juez y la Trenza", del genero de novela negra, cuya recaudación irá destinada íntegramente a la investigación de la enfermedad que padece su sobrino.

Francisco Roldán, vecino de Villaviciosa de Odón desde los tres años, es abogado en ejercicio además de profesor asociado de derecho mercantil en la Universidad Complutense de Madrid.

El libro nos habla de un poderoso juez de instrucción que está a punto de ser nombrado ministro de Justicia cuando la policía judicial lo detiene por el asesinado de su primo Gonzalo. En los lejanos recuerdos de la infancia y juventud de los dos primos, que pasan los veranos en Villaviciosa de Odón, se esconden muchas respuestas, el origen de una vida llena de odio y resentimiento que a su paso lo irá arrasando todo hasta desembocar en un final sorprendente. Es un libro que para muchos villaodonenses nos evocará tiempos pasados.

 

¿Cómo nace la idea de escribir este libro? 

Este es mi tercer libro y quería escribir algo diferente. Quería hablar del mundo de la Justicia y del gran poder que tienen los jueces, y por otro lado también quería hablar de Villaviciosa de Odón, de la que yo viví de joven, que era muy diferente a la que tenemos ahora. Quería hablar de las dos cosas y escribir una nueva novela. 

Quería unir el presente con el pasado, un juez instructor de métodos censurables y el recuerdo de esos maravillosos veranos que yo viví en Villa, todo ello a través de la trama de una novela negra que es el género que a mí me gusta escribir. “El Juez y la trenza” es el resultado de estos dos deseos.

 

¿En que momento tomas la decisión de vincular este libro con la enfermedad de tu sobrino para ayudar en lo posible?

Este libro comencé a escribirlo hace cuatro años y entonces la enfermedad de Nico todavía no estaba diagnosticada. Es hace dos años cuando los médicos le diagnostican la enfermedad, la distrofia neuroaxonal infantil, una enfermedad extremadamente rara y hoy por hoy incurable con unos cuatrocientos casos diagnosticados en todo el mundo. Es en ese momento cuando decido el destino de esta novela

En ese momento tanto los padres de Nico como el resto de la familia nos empezamos a movilizar para buscar una solución al problema y decido unirme a mi hermano y mi cuñada  y aportar todo el dinero que obtenga de la venta de este libro para dedicarlo a la investigación de esta enfermedad. Con las otras dos novelas también he colaborado con otras fundaciones. En este caso la recaudación íntegra va destinado a la asociación INADcure Spain con la fundación Inadcure.org que apoya proyectos de investigación para tratar de encontrar una cura o un tratamiento para esta terrible enfermedad, la distrofia neuroaxonal infantil.

En este libro “El Juez y la trenza” haces unas referencias muy someras a lugares conocidos hace años de Villaviciosa tales como “Casa Fede”, “Casa Morcheta”, “El Neros”, “El Rise” "La Champa"…  ¿Piensas escribir algo más que profundice en el recuerdo de esos lugares comunes que muchos conocimos y que nos evocan no pocos recuerdos?

Llevo desde los tres años viviendo de continuo en Villaviciosa, yo no era veraneante, y tengo muchas cosas que contar de nuestro pueblo pero el reto de hacer aprovechables todos esos recuerdos para una novela es muy complicado pero no lo descarto, material tengo 

 

Un tema que tratas en tu libro y que nadie, que yo conozca, ha entrado es en el tema de la relación entre los del pueblo y los colonos

Todavía hay personas que recuerdan esos términos, de los del pueblo o los colonos, algunos todavía me llaman colono pero en plan de broma o de forma cariñosa, pero sí que es verdad que cuando yo era joven existían esos dos grupos. Tampoco entro mucho en el fondo del tema, simplemente esbozo un perfil general de ambos grupos. 

Los del pueblo tenían unos hábitos y hasta una forma de hablar identificativa y luego estaban los colonos, que eran la gente que venía a veranear, que eran diferentes, pero siempre la relación fue buena. Hoy día somos muy buenos amigos y esas diferencias han dejado de existir.

El libro, que es de lectura amena, está dividido en dos partes que se alternan, la primera que relata la acción en el presente, y la segunda que hace relación a unas memorias que describen el pasado de un personaje que es parte del libro Así es, no quiero hacer un spoiler del libro, pero efectivamente quien escribe una parte del libro no es un anónimo sino que es uno de los personajes del libro pero… hay que leerlo hasta el final para descubrir de quien se trata.

 

También haces mención recurrente al Forestal

“El Forestal” lo disfruté mucho cuando era pequeñito. Mis primeras excursiones en bicicleta fueron al Forestal. El arroyo de la Madre, las cuevas, la vegetación exuberante y los árboles…  lo recuerdo con gran cariño. La mención de “El Forestal” en el libro refiere a mi época juvenil, a esos paseos, las noches que allí pasábamos… eso si que lo he recogido. De hecho ahora, cuando salgo a correr este es mi paraje favorito, es muy emblemático.

Mis primeras excursiones en bicicleta fueron al Forestal. El arroyo de la Madre, las cuevas, la vegetación exuberante y los árboles… lo recuerdo con gran cariño 

 

Del Castillo hablas poco en el libro

Si, lo cito, pero la verdad es que no nos dejaban entrar, por lo que no guardo vivencias 

Se desprende de la lectura que por aquel entonces “los colonos” erais un poco gamberretes, sin malicia

Ya digo en el prólogo que la novela es pura ficción, pero es verdad que en la parte más intrascendente o divertida de la novela puede haber cierta inspiración. La verdad es que algo gamberretes éramos, pero no quiero que se piense que las gamberradas que se describen han sido reales. Los personajes son todos ficticios.

El personaje del juez de instrucción puede que alguien piense que está basada en algún ex juez determinado pero será sólo mera coincidencia…

 

Volviendo al tema de Nico, sólo hay 400 casos diagnosticados a nivel mundial de esta enfermedad

El diagnóstico es complicadísimo, se basa en un análisis genético que tarda tiempo en realizarse. 

 

Hay más de siete mil enfermedades raras descritas, en el caso de la distrofia neuroaxonal infantil, con sólo 400 casos diagnosticados, ¿qué recursos existen para la investigación de esta enfermedad?

 

Es verdad, es una enfermedad rara, y a día de hoy solo existe una fundación norteamericana que está  investigando sobre ella y que se nutre de los fondos que desde las asociaciones que se están creando por todo el mundo.

Nuestra filosofía es que tenemos que hacer todo lo posible para intentar curar a Nico, en esta parte es fundamental que la gente se movilice  y nos ayude a recaudar fondos para esta investigación. Es una lucha muy difícil pero no por ello vamos a dejar de intentarlo.

Para eso hemos creado la asociación en España. Para este fin cualquier iniciativa es bienvenida como la propuesta aprobada en el pasado Pleno de diciembre  por la que el Ayuntamiento se ha comprometido a adquirir ejemplares de mi libro para que éste sea utilizado como regalo institucional y que también se entregue a los alumnos de 3º y 4º de la ESO y de 1º y 2º de bachillerato. 

También son muchos los vecinos que están adquiriendo mi libro en las librerías de Villaviciosa por lo que estamos muy agradecidos.

Mi hermano ha escrito una canción para visibilizar este problema.

 

 Se presentó tu libro en el auditorio Teresa Berganza

Si, me puse en contacto con el Ayuntamiento y la verdad es que todo han sido facilidades. La presentación tuvo lugar el pasado 14 de diciembre y fue todo un éxito, con un lleno casi total de la sala con más de 250 personas. Todo el mundo se ha volcado, desde los políticos a la gente del pueblo, una muestra clara de la gran solidaridad de los villaodonenses.

Un acto literario se convirtió en un acto solidario. Los libros se han agotado y estoy preparando la segunda edición.

Estamos muy agradecidos a las gentes de Villaviciosa de Odón.

 

La recaudación íntegra de la venta de tu libro va destinada a la financiación del estudio de la enfermedad que afecta a Nico

El dinero va íntegramente a la asociación para después llegar a la fundación. A Nico no le falta de nada, el dinero no es para Nico. El objetivo es luchar contra la enfermedad, que es lo único que puede salvar a mi sobrino. Hoy por hoy no hay tratamiento ni cura. Es una enfermedad lenta y cruel. Estamos luchando en una contrarreloj, pero sólo tenemos un camino… luchar hasta el final. 

 

Francisco, ¿cómo podemos colaborar los villaodonenses?

La asociación tiene una página web en la que te informa de todas las posibilidades www.inadcurespain.org.

También se puede comprar el libro. Lo importante es movilizar y sensibilizar a las personas. El Casvi, hace unos meses organizó una carrera solidaria. Este es el camino •

 

.

inicio

contacto

aviso legal

Asociación Cultural Círculo de Opinión.
gestión de cookies
webNEWS || fotos Pexels || iconos 8
ACCESO